Actualmente es obligatorio por ley identificar a los perros mediante microchip a partir de los tres meses de edad. Su veterinario es quien debe realizar la colocación del chip a la vez que se encarga de incorporar los datos del propietario y mascota en una base de datos de la comunidad autónoma (SIIA-CLM). También es obligado disponer de un pasaporte que debe acompañar siempre a su perro y donde aparece su número de microchip, vacunaciones, desparasitaciones y otras actuaciones veterinarias de interés. No viaje nunca sin el pasaporte.

Orden 02/06/2014, de la Consejería de Agricultura de CLM: por la que se establece el Programa Zoosanitario Básico de Cánidos, Félidos y Hurones en Castilla-La Mancha. Cambios importantes sobre la identificación de nuestras mascotas (pasaportes y microchip), sobre la vacunación de rábia de perros… y ahora TAMBIÉN GATOS Y HURONES (CUIDADO, SI DEJAMOS PASAR MÁS DE DOS AÑOS DEBEREMOS REALIZAR DOS VACUNACIONES DE RABIA EN EL PLAZO DE UN MES), sobre la desparasitación contra la hidatidosis… y muchas novedades sobre obligaciones en la prevención frente a la leishmaniosis de nuestros perros. Todos los procedimientos deberán ser realizados por veterinarios autorizados a tenor del artículo 3.23 de la Ley 8/2003, de 24 de abril, de sanidad animal, anotando los datos correspondientes en el pasaporte individual de cada animal e incorporando ambos actos en el Sistema de Identificación Individual de Animales de Compañía de Castilla-La Mancha.

Las especies protegidas también deben identificarse obligatoriamente mediante chip, anillo, tatuaje… y su compraventa debe ser realizada incluyendo la documentación y factura correspondiente.

De momento los felinos y otras especies están libres de la obligatoriedad de ser identificados, aunque para su tranquilidad en caso de pérdida o robo, mediante un chip su animal tiene más probabilidades de ser devuelto a su dueño una vez encontrado. Tampoco es obligatorio obtener el pasaporte, pero si desea viajar fuera de nuestro país deberá informarse por si lo necesita.

Los caballos son identificados mediante el Documento de Identificación Equina, que incluye una reseña que debe ir firmada y sellada por el veterinario que la realizó, número de microchip en su caso, vacunas, desparasitaciones, controles veterinarios de interés y el nombre del propietario actual y los datos de la explotación equina donde reside el caballo. Solicite este documento en su Oficina Comarcal de la Subdelegación de Agricultura, para ello debe presentar los datos de su Explotación Ganadera. Desde 2010 es obligatorio implantar a los nuevos potros un microchip e incorporarlos a una base de datos específica para ellos (en los caballos P.R.E. y otras razas ya era obligatorio anteriormente), esta tarea debe ser realizada un veterinario autorizado.


Si desea comprobar el estado de la identificación de su mascota puede hacerlo aquí: Consultar Microchip